RECOMENDACIONES ANTE LA “NUEVA NORMALIDAD”


Sommelier Areli Curiel

Ha sido una larga pausa forzada. Pudimos aprovechar el tiempo para reorganizar nuestro negocio durante la pandemia o no. Ahora, lo más importante es “Reinventarse”. Muchas veces hace falta un alto total para volver a empezar y hacer las cosas de diferente manera. ¿Cuáles son los imprescindibles para la “Nueva Normalidad”?


Además de toda la serie de recomendaciones sanitarias, debemos cuestionarnos qué tan avanzados estamos en los siguientes puntos:


1. SER MÁS DIGITALES. Si eres de los que temen a la computadora y a la revolución digital, prepárate porque es la nueva realidad. Añadir nuevas tecnologías a nuestro negocio, es fundamental. Entre otras cosas, nos ayudará a renovar la imagen de nuestra empresa, adquiriendo una visión más moderna. Además de que nos permitirá ser mucho más ágiles en nuestra capacidad de respuesta, sobre todo, orientado a prestar un mejor servicio al consumidor.


2. IMPLEMENTAR OPERACIONES ÁGILES Y AUTOMATIZADAS. No se trata de producir más a una velocidad mayor. Se trata de adaptarse rápidamente a los cambios, contestar en poco tiempo y con flexibilidad a las peticiones de nuestros clientes. Es importante aclarar que no me refiero a invertir en sofisticados y costosos equipos; más bien, revisar cuáles son los procesos que estoy complicando y que podría acortar para optimizar mi capacidad de respuesta al cliente. Por ejemplo, tal vez antes respondía los mensajes vía mail y ahora puedo implementar una Business Account en mi What’s App, es decir, un chat con perfil de negocio. Algo práctico y sencillo que cambiará la percepción de mi marca hacia mis clientes.


3. SER FUERTES EN EL E-COMMERCE. Afortunadamente, MiMezcalito.com es un concepto orientado por completo a esta actividad y, por lo tanto, una de las primeras cosas que puedo hacer es colocar mi producto en esta plataforma de venta digital si todavía no lo he hecho. Adicional, puedo evaluar qué otras alternativas convienen a mi negocio. Lo cierto es que el COVID nos enseñó la importancia de estar presentes en el e-commerce, ya que -fuera de los autoservicios- por semanas fue prácticamente la única alternativa para vender productos.


Como lo decía Einstein: “Locura es seguir haciendo lo mismo y esperar resultados diferentes”. Es realmente importante que esta gran pausa en la operación de nuestra empresa nos resulte en algo positivo para mejorar no sólo el punto de vista gerencial o administrativo (procesos, sistemas de evaluación, infraestructura, capacitación y creatividad que vimos en el artículo anterior), pero también desde el punto de vista tecnológico y digital para poder agilizar la capacidad de respuesta frente a nuestros clientes y, sobre todo, la forma en que ellos perciben nuestra marca. Por los nuevos retos ¡Salud!